preloder

La masificación de su comedia emigró con Marko Musica. Allí radica la principal causa de que el comediante haya dejado Venezuela para radicarse en los Estados Unidos. Si bien le iba bien con las obras de teatro que producía y presentaban, su meta se enfocó en ampliar su público. Para lograrlo, el ahora influencer venezolano vio clara la necesidad de abandonar su país natal en busca de nuevas oportunidades.

“Me senté en la cama y me pregunté, estamos aquí ahora, pero ¿dónde vamos a estar dentro de un año? Y me respondí: Voy a estar aquí. Volví a preguntarme: ¿dónde voy a estar dentro de dos años? Y volví a tener la misma respuesta, voy a estar aquí. Y entonces ¿dónde voy a estar dentro de siete años? Lamentablemente, lo más probable es que siga aquí. Este fue el motor, lo que me impulsó a migrar de Venezuela. La masificación de mi comedia y alegrías era mi norte”, contó Marko en entrevista al programa En Íntimo, transmitido por Globovisión.

Otro de los objetivos claros de Marko Música es la transmisión de alegrías a su público. Lo hace a través de las redes sociales, de sus publicaciones y de la interacción con sus seguidores en shows en vivo. Pero explica que, de haberse quedado en Venezuela, estas acciones pudieron haberse visto mermadas o complicadas por la actual situación del país.

Emigrar: una decisión que siempre resulta difícil

“Yo para la gente era un loco”, recuerda Marko Musica que le decían sus allegados. Al principio, cuando la decisión era reciente, sus parientes cercanos le decían que lo que estaba haciendo era un locura. Pero Marko Musica tenía sus metas ya fijadas: expandir su audiencia y repartir mayores alegrías. “Pero ahora creo que quedó más que claro que no era ninguna locura, que lo logré y que mi éxito es algo que está a la vista de todos, es tangible”, afirma el comediante.

Los datos hablan por sí solos. Hoy Marko posee 4.6 millones de seguidores en su cuenta en Instagram, y casi 600.000 suscriptores en su canal de Youtube. Ello lo ha llevado a perfilarse como uno de los influencers venezolanos con más espectadores en las redes sociales.

“Fue exactamente lo que busqué y creo que este no es el límite. Siempre intentaré superarme en este país o en otro y demostrarles a todos esos detractores que estaban equivocados. Eso sí, siempre de una manera humilde y nunca desde la arrogancia”, precisa el humorista y productor de material audiovisual.

Y agrega: “Si creo que hay algo que me ha identificado durante este par de años de fama, es que nunca se me han subido los humos a la cabeza. Te aseguro que no encontrarás a una persona que te afirme que no me quise tomar una foto con ella o que la traté mal”.

¿Alguna vez pensó Marko Música que se convertiría en influencer?

Anteriormente se dedicaba también a la comedia, pero en obras de teatro. Con un público en aumento, repartía risas y carcajadas por doquier. De hecho, algunas de sus obras estuvieron vendidas completamente por más de dos años. Así que Marko pensó que también podía adaptar estas recreaciones a escenografías audiovisuales. Finalmente lo plasmó, y sus videos comenzaron a hacerse virales.

“Lo que sí nunca me imaginé es que con mi cuenta Marko Musica iba a lograr lo que estoy logrando. Sin embargo, la gente sueña y yo sigo soñando”, afirma el comediante. De hecho, todos los días se reinventa. Busca y consigue la manera de generar nuevo contenidos originales y atractivos para su público, que la mayoría está conformado por mujeres.

“Tengo que admitir que jamás me imaginé lo que iba a vivir en este país. El contacto con artistas tan reconocidos, viajar por todo Estados Unidos. Por ejemplo, yo no conocía Nueva York, y ese siempre fue uno de mis sueños, conocer esa gran ciudad. Lo especial de esta anécdota es que yo logré conocer a la capital del mundo por un show que presenté allá que, además, logramos vender todas las entradas. De la misma manera sucedió en Chicago, Houston, Orlando y Tampa”, cuenta.

Actualmente Marko Musica mantiene importantes interacciones con su público. Organiza giras por distintas ciudades de los Estados Unidos, y en ellas se encuentra cara a cara con sus seguidores. Además, se mantiene en un activo contacto con ellos mediante mensajes por las redes.

“Ese es un ejemplo de sucesos que yo nunca me imaginé que pasarían, porque mi meta era venir a Estados Unidos, viralizar más aún mis videos y de esta forma devolverme a Venezuela y lograr hacer una presentación donde siempre lo he soñado, en el Aula Magna de la Universidad Central de Venezuela. Es mi meta que estoy seguro voy a cumplir algún día. Hasta ahí llegaban mis sueños. No tenía remota idea de que iba a llenar El Flamingo y no sólo una vez, sino dos veces”, explica.

Marko Musica, un ejemplo a seguir

Con millones de seguidores, Marko Musica ha descubierto también el valor y responsabilidad que tienen sus publicaciones. Son numerosas las oportunidades en las que ha facilitado ayuda a sus compatriotas venezolanos para conseguir financiamientos, y ello a través de apenas un post.

“Ahora hay una responsabilidad, tengo la tarea de demostrar que sí se puede. Existen millones de venezolanos que, como yo, tienen el sueño de lograr algo parecido a lo que yo he logrado. Entonces pasó de ser únicamente comedia, a ser comedia con motivación. Porque es una realidad, no somos distintos, yo vine a este país en el mismo avión que muchos compatriotas y llegué igual que la gran mayoría. Entonces, yo mismo me asigné esa responsabilidad de motivar a todos aquellos venezolanos que están afuera y hacerlos sentir que sí se puede”, concluyó.

Instagram: @markomusica / @marko
Youtube: Marko en Youtube
Facebook: Marko en face